{Reseña} Hermann Hesse: San Francisco de Asís (Edhasa)

San Francisco de Asís es una de las obras menos conocidas y leídas del gran Hermann Hesse. Este precioso libro, escrito en 1904 y durante mucho tiempo inédito en español, es un título contemporáneo a Peter Camenzind, con la que presenta numerosas concomitancias ya que en Peter Camenzind las referencias a Francisco son abundantes (incluso el protagonista realiza un viaje de peregrinación a Asís). Pertenece al periodo creativo más puro, espontáneo y fecundo de Hesse, que se encuentra impregnado por tres corrientes bien definidas: mística en lo religioso, idealista en lo filosófico, y de exaltación de la libertad individual, hasta llegar a extremos antisociales, en lo político-social.

Como todos los protagonistas de sus obras, en el San Francisco de Hesse se dan cita el descontento o turbación interior, el ansia de trascendencia y de plenitud, la comunión con la naturaleza enfrentada a la artificialidad de las relaciones sociales, y la persecución por veces desesperada de una respuesta al sentido de la vida. El San Francisco de Asís se compone de una semblanza biográfica de gran aliento poético —no podía ser de otro modo tratándose de Hermann Hesse—, una colección de cinco leyendas sobre el santo reescritas por Hesse, un artículo escrito a raíz de la publicación de una nueva edición de las Fioretti di San Francesco, así como de un relato de 1919 enteramente de ficción (El juego de las flores) sobre la infancia de San Francisco y en el que se narra el anhelo del niño Francisco por convertirse en un caballero andante. Como apunta Hesse en la introducción “era Giovanni Bernardone, llamado San Francisco de Asís, un soñador, héroe y poeta”; una extraordinaria definición de la mayoría de sus personajes novelísticos.

“Ocurrió entonces que en el primer día de viaje el joven oyó la voz de dios, de tal modo que su corazón tembló y en su interior se desvanecieron las deliciosas imágenes del placer y la vanidad. nadie sabe lo que se le comunicó en esta hora, ni qué tipo de voces desgarraron y doblegaron su alma. Sobre el instante en que se decide el destino interior de un hombre siempre se expande una oscuridad, como sobre un misterio sagrado. De cuáles fueron los pensamientos de francisco o de sus rostros interiores, de eso nunca habló. Pero debe ser que de pronto los enigmas de la vida y de la muerte se le presentaron con claridad ante los ojos y una fuerza sagrada lo obligó de manera ineluctable a hacer una elección y a buscarle una meta a su camino. En Spoleto fue presa de una fiebre, y poco después regresó solo a Asís, en silencio y afligido. Su magnífica armadura se la había regalado a un hidalgo empobrecido”.

Esta edición de Edhasa se completa con un amplio epílogo del estudioso Fritz Wagner sobre la estrecha relación entre San Francisco y Hesse a lo largo de la vida de éste. Se incluyen, además numerosas reproducciones de las pinturas de Giotto referentes a la vida del santo.

Para finalizar, sólo me resta señalar que  San Francisco de Asís es un título imprescindible para la legión de lectores de Hermann Hesse y, en general, para cualquier lector sensible.

Puntuación: 5 (de 5)
Edhasa (2013)
Colección: Edhasa literaria
Traducción: Ariel Magnus
144 págs.

Asis.jpg

Desde muy temprana edad, Hermann Hesse estuvo fascinado por la figura de san Francisco de Asís. De alguna forma, fue un pariente, un faro y un amigo en la distancia. Le asombraron su determinación y su conducta. Que no hiciera nada a medias y que no predicara nada «que él mismo no cumpliera a diario, de modo que su ejemplo sostenía su enseñanza y la respaldaba». Es decir, admiraba una ética, que no estaba reñida con la belleza y con el ansia de armonía.

Este amor se puede rastrear en otras obras de Hesse: Narciso y Goldmundo, El lobo estepario e incluso Demian. En sus páginas se descubre la sombra tutelar de su santo predilecto como un modelo de conducta, como la medida de la excelencia humana. Conocemos esas novelas, pero lo que no conocíamos era este maravilloso libro dedicado íntegramente al santo. Inédito hasta hoy en español, es al mismo tiempo una biografía y un sostenido hallazgo literario. Con una escritura que se mece entre la leyenda, la fábula y el ensayo, es un intento espléndidamente logrado de «hacer hablar de nuevo a un testigo largamente enmudecido de los tiempos antiguos». Escrito desde la devoción y la admiración, el resultado es un texto tan sorprendente como conmovedor. (Sinopsis de la editorial)

hesse-5.jpg

Hermann Hesse (Alemania, 2 de julio de 1877 – Suiza, 9 de agosto de 1962) es un punto de referencia en la evolución de la literatura europea en el siglo xx. Autor de Demian, Bajo las ruedas, Narciso y Goldmundo, Pequeñas alegrías, Siddhartha o El lobo estepario y de un buen número de excelentes cuentos recogidos parcialmente en Relatos esenciales, su exploración en el subconsciente de los personajes y su lúcida aproximación a las culturas orientales han quedado como dos de las mayores aportaciones a la narrativa universal. En 1946 obtuvo el Premio Nobel de Literatura. Es un punto de referencia en la evolución de la literatura europea en el siglo XX.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s