{Reseña} Diego Marín Galisteo: El vigía (La Isla de Siltolá)

Hay historias que naufragan en islas desiertas a las que nadie se acerca durante mucho tiempo. Historias que intentan llamar nuestra atención mediante todo tipo de señales, con la esperanza de ser rescatadas en algún momento y relatarnos cómo acabaron allí. Este libro contiene un buen número de esos naufragios, escritos con un lenguaje claro y directo para contar aquello que el vigía, desde su cofa, no atisbó cuando tuvo la oportunidad de hacerlo. Ahora, lector, el barco se ha detenido muy cerca de la orilla. (Sinopsis de la editorial)

71Z0RKAn6QL

Siempre es un reto y un riesgo decidirse a leer el primer libro de un autor prácticamente desconocido, como es el caso de El vigía de Diego Marín que La Isla de Siltolá publico hace ya unos meses dentro de su colección de cuentos y relatos. El autor  ya venía desarrollando su labor creativa en su blog, impartiendo talleres de escritura y como colaborador de la asociación cordobesa Mucho Cuento, especializada en la narrativa breve.

El vigía es una selecta colección de sesenta y cinco microrrelatos que inciden en muchos de los temas recurrentes de la minificción: lo imaginativo, lo mitológico, el peso de la rutina, las relaciones humanas, lo absurdo, los escritores… todo ello tratado con gran ironía y humor, como es preceptivo en este género ligero e inteligente. Al menos una veintena de piezas me ha parecido magnífica (no es mala proporción en absoluto) y digna de numerosas relecturas. Citaré, a modo de ejemplo, algunos que me han gustado mucho: Carpe Diem, un ejemplo algo kafkiano sobre el destino: Cuento infantil es una preciosa pieza sobre la vida de las palabras; Gajes del oficio, incide en la reescritura de mitos clásicos; El truco final, es pura magia; Origen, una maravilla, en la que un hombre trabaja de espantapájaros; Laberinto literario, sobre las neurosis de un amante de los libros; en Se reabre el proceso, Josef K. busca un nuevo abogado.

CARPE DIEM (página 11)

En mi primer viaje en avión intercambié sin querer mi maleta con la de otro pasajero, y no me di cuenta hasta que llegué al hotel. Como soy pragmático, amoldé mis vacaciones al tipo de equipaje que me tocó.
En otra ocasión, estando en un parque, me llevé por error un cochecito con un niño dentro que no era el mío. Como soy hombre de costumbres fijas, cuando volví a casa lo bañé, le di de comer y lo dejé en la cuna.
De igual modo, le he dicho te quiero muchas veces a la mujer equivocada, pero esa es otra historia…
Tengo que añadir que, después de todo, también soy una persona optimista, y ahora que estoy cayendo por este precipicio en un coche que no es el mío, no me preocupo. Seguro que esta confusión será la última.

Reseña especial merece el estilo del autor, caracterizado por la concisión, el uso de frases cortas, sin excesos barrocos que empañen el discurrir de la narración; un estilo neutro y ágil que encaja a la perfección con las historias que ofrece y que hace la lectura muy amena. En definitiva, El vigía es un muy logrado libro de microrrelatos que promete interesantes trabajos futuros del autor.

Puntuación: 4 (de 5)

La Isla de Siltolá (2015)
Colección: Nouvelle, 2
80 págs.

photo.jpg

Diego Marín Galisteo, 1981, Baena, Córdoba. Es Licenciado en Derecho y ha trabajado como técnico en gestión cultural. Actualmente imparte talleres de escritura creativa centrados en la creación de narrativa breve. Ha colaborado con varias revistas culturales publicando artículos sobre creación literaria. Sus cuentos y relatos breves han sido incluidos en diversas antologías y publicaciones. “El vigía” es su primer libro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s