{Reseña} Javier Vela: Pequeñas sediciones (Menoscuarto)

$photoNadme.jpg

Javier Vela es un poeta joven pero avezado, autor de varios poemarios, alguno de los cuales han conseguido premios importantes de poesía (Adonais, Loewe). Con Pequeñas sediciones debuta en el género del microrrelato o minificción, y lo hace con una colección de gran coherencia, fuerza e intensidad.

El propio autor da las claves del libro y ha escrito lo siguiente: «Me gusta especialmente ese trasvase de forma y fondo que se produce entre el cuento y el poema en prosa, y que está en la base misma del microrrelato.» Y en cuanto a la relación con la poesía que «el microrrelato debe dar entrada a voces, tiempos, personajes y escenas ajenas al discurso poético y prescindir de elementos superfluos y decorativos en beneficio de una mayor narratividad, pero requiere de la misma capacidad de concisión y síntesis que caracterizan a la mejor poesía de todos los tiempos».

Sin título

Una brizna de hierba se abre paso a través de una grieta en el asfalto. A diario los coches recorren la calzada mientras la hierba crece, imperturbable. Así empieza la historia.

Indagaciones en el Pacífico Sur

Décadas antes del nacimiento de Newton, un coco de notables proporciones se descolgó en el cráneo de un indígena sin darle tiempo a que sus intuiciones sobre la interacción gravitatoria y el peso de los cuerpos cristalizasen en una ley general.

Antes del fin del mundo

Un meteorito había colisionado contra el planeta Tierra sin el menor estrépito. Un par de horas más tarde, sin embargo, todos los noticiarios profetizaban el apocalipsis. Miles de botiquines de primeros auxilios fueron ávidamente dispensados. El precio del petróleo marcó cifras insólitas. Ana pidió permiso en el trabajo para pasar más tiempo con sus hijos. Stefan y su novio se besaron como si se tratase de la última, de la primera vez. La gente comenzó a salir de casa con un raro calambre de entusiasmo. A veces sonreían. A veces simplemente se sentaban sobre un palmo de césped y esperaban a la salida del sol. Lo que llamamos mundo, lejos de extinguirse, giró sobre sí mismo con renovado ímpetu. El meteorito nunca apareció.

Otra vuelta de tuerca

—No creo en los fantasmas —dice con suficiencia el viejo escéptico, arrastrando la sábana.

Los temas que se abordan en Pequeñas sediciones son muy variados y a la vez comunes en el género: el tema del doble (El impostor), la suplantación (Ruta 66), la leyenda urbana (Memorias del subsuelo), aforismo narrativo (Habla el fabulador), el juego literario (Oficio de tinieblas), reinterpretación de mitos (Una versión apócrifa), el mundo de la literatura (Best-sellers), lo onírico (Pasos de baile), la crueldad infantil (El arte de la guerra), etc. Todo estos temas están sostenidos por una gran imaginación e inteligencia, y aliñados con un cierto tono sarcástico, a veces de humor negro, pero siempre en el límite de la contención.

Como es preceptivo en el género, Vela mantiene un estilo caracterizado por la agilidad, la concisión, sin excesos retóricos que entorpezcan la eficacia de un buen microrrelato. El magisterio de grandes autores como Arreola, Kafka o Denevi se aprecia en muchas de estas piezas.

Por poner alguna objeción, diría que este volumen es excesivamente breve (45 textos), lo que nos resta la oportunidad de disfrutar de una paleta más amplia de temas y procedimientos en este difícil género de la minificción. Por lo demás, Pequeñas sediciones es un excelente libro de microrrelatos de un autor de gran proyección que habrá que seguir en el futuro. Muy recomendable.

Puntuación: 4 (de 5)
Editorial Menoscuarto (2017)
Colección: Reloj de Arena, 83
64 págs.

Ver y Comprar este libro en Amazon: https://amzn.to/2JrAWlV

teatro-del-absurdo-600x900-1

Apenas medio centenar de microrrelatos conforman este volumen, que, pese a su extensión, despliega sin embargo una inspirada pluralidad de motivos y tipos literarios. En ellos se subvierten la lectura de mitos y referencias clásicas y el fabulario de nuestra historia reciente, no exenta de adhesiones. Kafka, Borges, Cortázar, Arreola, Denevi, Sternberg o Calvino deambulan por sus páginas como una galería de silenciosos fantasmas familiares, dejando huellas cruzadas. Pequeñas sediciones combina el imaginario lírico del autor con una aquilatada pericia narrativa inédita hasta ahora, y en donde su mirada, por lo común distante y socarrona, se llena por momentos de una ternura cómplice hacia unos personajes a menudo incapaces de rebelarse contra su propio destino. (Sinopsis de la editorial)

javier-vela-e1490204079111

Javier Vela nació en Madrid aunque pasó la mayor parte de su infancia y juventud en Cádiz. Licenciado en Teoría de la Literatura y Literatura Comparada por la Universidad Complutense, se dio a conocer con La hora del crepúsculo (2004), galardonado con el Premio Adonais, al que le seguirían Tiempo adentro (2006); Imaginario (2009), por el que recibió el Premio Loewe a la Joven Creación; Ofelia y otras lunas (2012), Hotel Origen (2015) y Fábula (2017). Como traductor, ha vertido al castellano a diversos autores de expresión francesa, como Jean Moréas, Louis Hémon, Jules Laforgue o Paul Valéry.

Un comentario sobre “{Reseña} Javier Vela: Pequeñas sediciones (Menoscuarto)

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s