{Reseña} Jordi Doce: Todo esto será tuyo (Pre-Textos)

amisa narrativa contem.

Jordi Doce, escritor asturiano del que ya comentamos su precioso y poco conocido Bestiario del nómada (Editorial Eneida, 2001), vuelve con una nueva entrega de su dietario o cuaderno de apuntes diez años después de Perros en la playa (La Oficina, 2011). Todo esto será tuyo que es, como el anterior, una miscelánea colección de aforismos, notas y textos diversos, llega a las librerías en esta ocasión de la mano de Pre-Textos, editorial con la que Jordi Doce había publicado anteriormente dos poemarios: Lección de permanencia (2000) y No estábamos allí (2016).

Todo esto será tuyo, que lleva por subtítulo Cuaderno de notas 2014-2019, da comienzo donde se cerraba el mencionado Perros en la playa. Reúne y ordena una selección de los apuntes y entradas acumuladas en sus cuadernos a lo largo de varios años de escritura discontinua. A excepción de unas pocas anotaciones realizadas en Miami cuando nuestro autor visitaba al poeta cubano Orlando González Esteva, no se especifica el momento o las circunstancias en que los textos fueron escritos. Algunas de estas notas (mayoritariamente aforismos) ya habían visto previamente la luz en las revistas El Cuaderno, Fourth Genre, Oropeles y Guiñapos, HispanismeS, Quimera, Tropelías y Zenda. Como continuación de Todo esto será tuyo el año pasado Jordi Doce publicó las notas escritas durante los primeros meses del confinamiento provocado por la pandemia de COVID 19 en el volumen La vida en suspenso (Fórcola, 2020).

El género del Dietario o Cuaderno de notas es un género que cada día leo y aprecio más —no los Diarios, donde la vida privada de su autor es la protagonista— ya que suponen un recorrido misceláneo por la actualidad a través de las divagaciones y la personalidad del autor. Especialmente los dietarios de poetas, aparte de estar escritos usualmente con una excelente prosa, nos muestran visiones y perspectivas que nos pasan inadvertidas al común de las personas, incapaces como somos de acercarnos a la realidad con una mirada más abierta y menos vulgar.

Era mi primer libro. Una fea edición institucional, debida al premio que había obtenido un año antes, sin más destino que el de languidecer en alguna bodega del ayuntamiento. Cuando me dieron mis ejemplares, observé que la tinta seguía fresca: cada vez que el pulgar se posaba sobre la cubierta, dejaba una huella que borraba la ilustración y desleía el título. Cuando quise darme cuenta, la cubierta estaba empapada en las curvas de nivel de mis dedos. Esa tarde, durante la ceremonia de entrega del premio –una comida absurda, que no se acababa nunca–, fui testigo de cómo todos los ejemplares de los invitados se iban degradando, manchándose con su propia tinta mezclada con el sudor de los dedos y los cercos de comida en el mantel.

Los organizadores habían dejado dos o tres cajas con ejemplares del libro en mi habitación de hotel. No me atreví a abrirlas. Pero esa noche soñé que la tinta del interior se iba desvaneciendo hasta esfumarse y que los libros quedaban en blanco. Aún me daba tiempo a ver los últimos momentos del proceso: abría una caja, tomaba un ejemplar y veía cómo el poema desaparecía ante mis ojos. Ocurría una y otra vez. Era como si la tinta se disolviera en contacto con el aire.

Desperté con alivio. Seguía sin atreverme a abrir las cajas de libros, pero la inquietud creada por el sueño pudo más que cualquier precaución. La tinta ya estaba más seca, pero me limité a tomar un ejemplar por los bordes, como quien saca una fuente del horno, y a hojearlo tímidamente. Así que esto es publicar, me dije. Me sentía ridículo. Cuando me pareció que hasta el agua de la ducha venía manchada de tinta, supe que iba a ser un día muy extraño.

***

Descubre de pronto que es zurdo, que siempre lo ha sido y no se daba cuenta. Idea para un relato.

No falla. La gente que carece de eso que llamamos comúnmente «vida interior» suele ser la más predispuesta a arruinar o convertir la vida exterior de los demás en un infierno.

Guardaba las cenizas de su padre en un reloj de arena.

En cuanto al contenido de Todo esto será tuyo hay que decir que este «cuaderno de campo que incluyen anotaciones de diario, reflexiones más o menos ensayísticas, viñetas costumbristas, notas sueltas, fragmentos y aforismos, todo en alegre revoltijo, sin mucho orden» presenta solamente unos pocos temas recurrentes. Destacan especialmente las numerosas entradas dedicadas al oficio de la escritura, actividad que se muestra ardua, caprichosa, impredecible y más angustiosa y difícil de lo que a primera vista pudiera parecer. Algunas lecturas de libros y revistas (Handke, Steiner, Aldiss, diversos poetas ingleses) y varios miniensayos dedicado a tema literarios, incluido uno sobre su teoría del aforismo, también tienen presencia importante en este libro. Los aforismos, que nos son excesivos en número y que aparecen con intermitencia y agrupados, son de temas más generales. Muy interesantes son los sueños transcritos o imaginados por Jordi Doce. Por ejemplo, en uno de ellos el autor recuerda haber inventado una extraña palabra, Hipóstame; en otro, sueña con un bebé de pocos meses muerto que recobra la vida y la sonrisa al arroparlo. Completan esta trabajada colección algunos recuerdos de juventud y sus impresiones de cosas vistas y oídas en la ciudad, especialmente acontecidas durante sus habituales paseos con su perra Layla.

Todo esto será tuyo es un libro intimista, introspectivo, algo melancólico y triste —¿hay algún libro que este género que no lo sea?—, pero de gran belleza e interés. Una muy apreciable lectura. 

Puntuación: 4 (de 5)
Pre-Textos (2021)
Colección: Narrativa contemporánea, 174
164 págs.

Ver y Comprar este libro en Amazon: https://amzn.to/31RTfKa

Convertirse-en-buen-escritor

«Somos las abejas de lo invisible», escribió Rilke al final de su vida. Y a este libar «desesperadamente la miel de lo visible» para alimentar la gran colmena de la imaginación se dedica el poeta en cuerpo y espíritu, en un ejercicio de diálogo con el mundo que va revelando sus formas, colores y relieves, abriendo con los sentidos un espacio para la conciencia. Todo esto será tuyo, publicado justamente diez años después de Perros en la playa (2011), su predecesor, es el cuaderno de notas de un poeta que no abdica de la viñeta narrativa, la excursión ensayística o el aforismo perspicaz para estar a la altura de las cosas y hacerse digno de ellas; sólo así, tal vez, nos darán a conocer su secreto, que es también el de quienes convivimos con ellas. Jordi Doce se pasea como un detective distraído por entre lo cotidiano visible y observa el acontecer del mundo, el aquí y ahora de sus gentes, el modo en que las cosas se despliegan ante nosotros a poco que les prestemos atención. Una mirada hacia afuera que no descuida las sombras de interior ni el sondeo curioso y hasta extravagante sobre un puñado de obsesiones musicales y literarias. Todo esto será tuyo es el retrato algo borroso de alguien que insiste en no llamar la atención; alguien que ha elegido dar un paso atrás para que las palabras hablen por él. (Sinopsis de la editorial)

jordi-doce

Jordi Doce (Gijón, 1967) ha publicado seis poemarios, el último de los cuales es No estábamos allí (Pre-Textos; mejor libro de poesía del año, según El Cultural y Premio Nacional de Poesía «Meléndez Valdés» al mejor libro publicado en 2016). Recientemente ha visto la luz la antología En la rueda de las apariciones. Poemas 1990-2019 (Ars Poetica, 2019). En prosa ha publicado dos tomos de notas y aforismos, Hormigas blancas (Bartleby, 2005) y Perros en la playa (La Oficina, 2011), así como varios libros de ensayos y artículos y el cuaderno La vida en suspenso. Diario del confinamiento (Fórcola, 2020). Ha traducido la poesía de W. H. Auden, William Blake, Lewis Carroll, Anne Carson, T. S. Eliot, Sylvia Plath y Charles Simic, entre otros, así como Memoria de los poetas de los lagos de Thomas de Quincey (Pre-Textos, 2003).
Fue lector de español en la Universidad de Oxford entre 1997 y 2000, y en la actualidad reside y trabaja en Madrid como traductor y coordinador de la colección de poesía de la editorial Galaxia Gutenberg.

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s